Vender proindiviso: guía para deshacerte de tu parte de proindiviso

Si tienes un proindiviso y buscas más información, este articulo te será de gran ayuda. Hemos estado solicitando información para que la puedas tener toda en un mismo artículo y así puedas resolver el problema con más facilidad.

¿Qué es proindiviso?

El proindiviso se crea de manera natural cuando una pareja decide divorciarse y cuenta con régimen de separación de bienes, aunque también se puede producir si la pareja acepta una herencia sin dividirla.

Normalmente suelen ser las principales causas del problema entre los herederos y o parejas que se han separado. Todo esto se traduce en que la distancia entre ambas partes es mayor o lo que es lo mismo, la situación se complica todavía más a la inicial. De esta manear podemos concluir que proindiviso es la falta de entendimiento entre ambas partes afectadas, bien sea una pareja separada o herederos.

Puedo vender proindiviso

Como leemos en este artículo sobre vender proindiviso, la respuesta es sí. Si se ha producido un proindiviso se puede vender.

Hay que tener en cuenta que el proindiviso puede ser necesario venderlo en caso de que ninguna de las dos partes ceda y en consecuencia el acuerdo sea imposible. No importa si el proindiviso es producido por una pareja o por unos hermanos que han recibido una herencia, siempre se puede vender.

Debes tener en cuenta que si te propones vender la parte que te corresponde de un inmueble, es porque de primeras ya estás aceptando el proindiviso. Si quieres quitarte problemas y quieres conseguir dinero fácil, lo mejor que puedes hacer es tomar medidas y vender tu parte, sobre todo si tienes claro que el entendimiento será imposible.

¿Puedo vender mi parte de un piso?

A la hora de heredar suele ser más común que una de las partes quiera vender y otra de las partes no quiera vender. Como bien sabes, no se puede obligar a ninguna de las partes a realizar la venta. Esto hace que tengas que valorar entre vender tu parte de la propiedad o tener un inmueble con una persona que en la gran mayoría de ocasiones suele tener opiniones realmente diferentes, lo cual es muy molesto y hará que la vida sea mucho más incómoda.

En muchas ocasiones lo más común suele ser negociar entre ambas partes para intentar llegar a un acuerdo, pero la probabilidad de conseguirlo no suele ser elevada, sobre todo si una de las partes no quiere comprar o vender la parte del otro.

Otra opción puede ser la de intentar solucionar el problema a través de la vía judicial. Es una vía que suele dar buenos resultados, pero no suele ser económica, debido a que las costas suelen ser elevadas, tanto por parte del propio juicio como de los abogados. A esto hay que sumar que los tiempos de espera suelen ser elevados y el final siempre suele ser el mismo, el inmueble acaba en subasta pública de un proindiviso.

Por este motivo, si hay problemas y el bien que se quiere tratar no se puede dividir, entonces lo mejor que se puede hacer es contratar los servicios de una empresa profesional que intermedie por todas las partes para que todo llegue a buen puerto y todas las partes ganen dentro de lo posible. En este caso lo importante hay que buscar una empresa a través de la cual se pueda vender el proindiviso y así solucionar los problemas de una manera mucho más sencilla. Una empresa seria se puede definir como una empresa que pondrá fin a nuestros problemas con el resto de los propietarios. Para que te hagas a la idea, el objetivo es el de conseguir que la empresa compre nuestra parte del inmueble y con ello se eliminarán todos los problemas que estén surgiendo.

La ventaja de esta venta será que nos olvidaremos de los problemas y gastos que conlleve nuestra parte. A esto hay que sumar que recibiremos una parte por dicha venta, la cual siempre será pactada con la empresa a la cual vendamos la parte. Por supuesto, la venta será más baja que el precio de mercado, ya que será la parte que ganará la empresa a cambio de asumir nuestra parte. En cierta manera se puede decir que vendiendo la parte ganamos dinero y salud, de aquí que cada vez más partes se sumen a esta moda.

Si ves complicado vender algo indivisible, no lo dudes y consulta la opción de vender el proindiviso. Verás que puedas conseguir dinero y olvidarte de un problema creciente. Para realizar la venta lo más común suele ser realizar la solicitud de la oferta de compra, esperar a que la operación se apruebe, firmar ante notario la venta y finalmente coger el dinero que hayamos pactado con la venta.

Y recuerda, la principal ventaja de vender el proindiviso es que no hace falta que los demás propietarios estén de acuerdo con la venta, lo cual te da una gran libertad de movimiento.

Votos realizados: 0. Valoración media 0/5
Compartir:Share on Facebook
Facebook
Tweet about this on Twitter
Twitter